Body-Paint, la máxima expresión de la moda en Halloween

skeleton-1741369_960_720

Cada Halloween nos transformamos y llevamos al máximo nuestra originalidad y creatividad; evolucionando de un simple traje al maquillaje y el performance exacto.

El maquillaje juega un papel importante en cada uno de los disfraces; es el complemento de la apropiación del personaje que se quiere ser, es la expresión del interior y es la puerta que lleva desde mundo real al de fantasía. El maquillaje corporal es la forma de expresión de sentimientos y emociones sobre la piel y Halloween es el momento ideal para demostrarlo.

En este artículo se hablará sobre técnicas y recomendaciones que se deben tener en cuenta después de hacer un body-paint; saber retirar cuidadosamente las pinturas o maquillaje de la piel es una actividad muy importante y retirarla de la manera incorrecta puede ocasionar irritaciones.

Es importante saber que las pinturas que se utilizan en el cuerpo son hechas para esto y siempre hay que tener en cuenta las recomendaciones del fabricante para no causar ningún daño sobre la piel.

Consejos para retirar el maquillaje de Halloween.

  1. Aplica una pequeña cantidad de cualquier crema limpiadora de maquillaje normal sobre la zona de tu cuerpo intervenida. Si todo tu cuerpo está cubierto, trabaja en secciones pequeñas. Si es sólo en la cara, termina la limpieza en la zona de los ojos.
  2. Frota la crema limpiadora sobre la sección pintada. La pintura debe empezar a correrse y la crema se volverá del color de la pintura. Enjuaga el área con agua tibia. Aplica una capa adicional de crema limpiadora si es necesario.
  3. Continúa aplicando crema limpiadora en pequeñas secciones hasta que todo tu cuerpo se encuentre en su mayoría libre de pintura.
  4. Entra en la ducha y abre el agua. No te pares debajo de la regadera todavía. Frota todo tu cuerpo con una esponja o limpiadora y luego aplica un paño en todo tu cuerpo. El paño removerá la pintura que está aplicada profundamente en la piel.
  5. Párate debajo de la regadera y limpia todo tu cuerpo con jabón, tal como lo harías normalmente. Sécate con una toalla cuando termines.
  6. Vierte una pequeña cantidad de removedor de maquillaje sobre una almohadilla de algodón o una bola de algodón. Pasa el removedor de maquillaje sobre tu rostro, evita el área de los ojos.
  7. Limpia el interior de las orejas con removedor de maquillaje. Humedece un hisopo de algodón en el removedor de maquillaje y utilízalo para limpiar las partes internas del oído que no puedas alcanzar con tus dedos.
  8. Continúa aplicando removedor de maquillaje hasta que la almohadilla de algodón comience a quedar blanca.
  9. Aplica removedor de maquillaje con mucho cuidado en la zona de los ojos de la misma manera. Lava, seca y humecta tu piel.
  10. Aplica crema humectante en todo tu cuerpo, especialmente si planeas utilizar pintura corporal nuevamente en un futuro próximo. La piel bien humectada proporciona un mejor lienzo para la pintura corporal.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: